DEVOCIONALES VISITAS A GÉNESIS


Mi Dios

Día 66

“Y erigió allí un altar, y lo llamó El-Elohe-Israel” (Génesis 33:20).
  • Leer
  • Meditar
  • Escribir
  • Aplicar
  • Orar
  • Compartir

Lecturas adicionales:

    Jeremías 30:22; Isaías 63:16; Isaías 64:8; Hechos 1:7; 1 Tesalonicenses 3:13; 2 Timoteo 1:2
1.¿Cuáles son los principios que me enseña la Biblia?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión


2. ¿Cómo puedo aplicar hoy estos principios a mi vida?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión

El nombre del altar que Jacob hizo fue “El- Elohe-Israel” que significa “Dios, el Dios de Israel”. Para Jacob ya Dios no es el Dios de Abraham e Isacc. Ahora es “El-Elohe-Israel”, “el Dios de Israel”.

Ahora, luego de tener tiempo en intimidad con Dios, ha habido en Jacob un gran cambio:
1. De soberbio a humilde: “Y Esaú dijo: ¿Qué te propones con todos estos grupos que he encontrado? Y Jacob respondió: El hallar gracia en los ojos de mi señor” (Génesis 33:8).
2. Reconoce Quién está primero en su vida y Quién es el proveedor de sus bienes: “Acepta, te ruego, mi presente que te he traído, porque Dios me ha hecho merced, y todo lo que hay aquí es mío. E insistió con él, y Esaú lo tomó” (Génesis 33:11).
3. Se ha convertido en un verdadero adorador: “Y erigió allí un altar, y lo llamó El-Elohe-Israel” (Génesis 33:20). “Mas la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad; porque también el Padre tales adoradores busca que le adoren. Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que adoren” (Juan 4:23-24). Hagamos hoy un altar a nuestro Dios, a “mi Dios”, al “Dios de... (coloque aquí su nombre)”.
5. Desde que Jesús vino, ya no hablamos de Dios como el Dios de Abraham, Isaac y Jacob. Jesús nos enseñó cómo dirigirnos a Dios: invocando su nombre y diciéndole “Padre nuestro, que estás en los cielos…”  También leemos en Juan 20:17: “Jesús le dijo: …Subo a mi Padre y a vuestro Padre, a mi Dios y a vuestro Dios”.

Mi oración es que estemos conscientes de que Dios es nuestro Dios y que nosotros somos de Él.