DEVOCIONALES La Perspectiva del Águila


Resurrección para vida o condenación

Día 90

“... porque vendrá hora cuando todos los que están en los sepulcros oirán su voz; y los que hicieron lo bueno, saldrán a resurrección de vida; mas los que hicieron lo malo, a resurrección de condenación” (Juan 5:27-29).
  • Leer
  • Meditar
  • Escribir
  • Aplicar
  • Orar
  • Compartir

Lecturas adicionales:

    Daniel 7:13; 1 Tesalonicenses 4:13-18; Hebreos 4:15-16.
1.¿Cuáles son los principios que me enseña la Biblia?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión


2. ¿Cómo puedo aplicar hoy estos principios a mi vida?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión

Ser juez conlleva una responsabilidad inimaginable. El juez decide si alguien es inocente o es culpable. Cuánto más difícil es decidir el futuro eterno de una persona. Dios le dio a Jesús “autoridad de hacer juicio, por cuanto es el Hijo del Hombre”. 

Jesús es el Hijo del Hombre. Él conoce exactamente nuestras tentaciones y todo el potencial que tenemos para bien o para mal. A diferencia de todas las personas que hayan existido o que existirán, Jesús fue victorioso en todo, por esa razón Dios le dio “autoridad de hacer juicio, por cuanto es el Hijo del Hombre”. 

Jesús conoce íntimamente nuestros corazones. Él conoce las intenciones del corazón. “Muchos me dirán en aquel día: Señor, Señor, ¿no profetizamos en tu nombre, y en tu nombre echamos fuera demonios, y en tu nombre hicimos muchos milagros? Y entonces les declararé: Nunca os conocí; apartaos de mí, hacedores de maldad” (Mateo 7:22-23). 

Mientras vivamos tendremos la oportunidad de salvación. Jesús hoy es nuestro Salvador. En el juicio final, será el juez que dictaminará o “resurrección de vida” o “resurrección de condenación”. 

Un día su Palabra, su voz poderosa resonará y “los que están en los sepulcros oirán su voz” y resucitarán, tanto los que “hicieron lo bueno” como “los que hicieron lo malo”. ¡Ninguno escapará de la resurrección! 

Sin embargo, unos irán a “resurrección de vida” y otros a “resurrección de condenación”. Jesús hará la decisión final y sus juicios son verdaderos. ¿Hacia dónde estoy yendo hoy?