DEVOCIONALES La Perspectiva del Águila


¡La urgencia del llamado!

Día 58

“Dejó Judea, y se fue otra vez a Galilea. Y le era necesario pasar por Samaria” (Juan 4:3-4).
  • Leer
  • Meditar
  • Escribir
  • Aplicar
  • Orar
  • Compartir

Lecturas adicionales:

    Hechos 26:16-19; 1 Corintios 9:16; 2 Corintios 5:18-20.
1.¿Cuáles son los principios que me enseña la Biblia?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión


2. ¿Cómo puedo aplicar hoy estos principios a mi vida?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión

Jesús cuando vio que había una posible competencia con Juan el Bautista “dejó Judea”. En el reino no hay competencia. Hay tanta necesidad, hay mucho espacio para to- dos. Todos pueden tener ministerio.

Jesús dejó más que la ciudad de Judea. Jesús bajó del cielo para venir y vivir en un mundo que no lo reconoció ni lo aceptó.

Nosotros somos los que siempre le hacemos muchas peticiones a Jesús, pero en todo el Evangelio Jesús nos hace una sola petición de oración. Cuán pesado sentiría su corazón por los perdidos, que nos hace esta petición: “Y al ver las multitudes, tuvo compasión de ellas; porque estaban desampara- das y dispersas como ovejas que no tienen pastor. Entonces dijo a sus discípulos: A la verdad la mies es mucha, mas los obreros pocos. Rogad, pues , al Señor de la mies, que envíe obreros a su mies”.

Somos sus embajadores, emisarios, mensajeros, sus testigos y nos dio el ministerio de la reconciliación.

La necesidad nos llama al ministerio, debemos ser apasionados ante la urgencia. A Jesús, “le era necesario pasar por Samaria”. Él sabía que allí había personas con necesidades eternas. Debía pasar por allí.

Por cualquier lugar donde pases, hoy habrá una necesidad extraordinaria. Alguien está esperando que usted le presente a Dios. ¡No la desaproveche!

Perdónanos Dios por tanta oportunidad desperdiciada. Llénanos con tu Santo Espíritu. Que podamos ver, entender y sentir la misma urgencia y pasión que tu sientes por los perdidos.