DEVOCIONALES La Perspectiva del Águila


"Cada uno se fue a su casa", menos Jesús

Día 145

“Cada uno se fue a su casa” “y Jesús se fue al monte de los Olivos” (Juan 7:53; 8:1).
  • Leer
  • Meditar
  • Escribir
  • Aplicar
  • Orar
  • Compartir

Lecturas adicionales:

    Job 5:12-13; Isaías 49:2; Mateo 14:23; Marcos 1:35; Lucas 6:12; 18:1; 22:39.
1.¿Cuáles son los principios que me enseña la Biblia?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión


2. ¿Cómo puedo aplicar hoy estos principios a mi vida?
Para guardar sus progresos debe registrarse o iniciar sesión

Para Jesús el último día de la fiesta de los tabernáculos fue la conclusión de una semana difícil. Gente buscando matarle, otros tratando de interrogarlo, otros dudando de quién era. Jesús concluye su día diciendo: "Si alguno tiene sed, venga a mí y beba. El que cree en mí, como dice la Escritura, de su interior correrán ríos de agua viva" (Juan 7:37-38). Los alguaciles vienen a arrestarlo y no pueden, Nicodemo trata de defenderlo. Muchos están confundidos aun los mismos familiares de Jesús. ¿Qué hacer?

La gente, los alguaciles, los principales sacerdotes y los escribas, "cada uno se fue a su casa" frustrados por no lograr sus objetivos de prender a Jesús.

"Pero Jesús se dirigió al Monte de los Olivos" (Dios habla hoy).

La conjunción “pero” denota que un concepto se contrapone al inmediato: PERO: "Jesús se fue al monte de los Olivos", y es obvio por su costumbre de ir al monte, que se fue a orar.

¿Cómo resolvió Jesús todas sus frustraciones, sus interrogantes, la incomprensión de la gente, los problemas del día? Jesús oraba, pedía el consejo del Padre, dependía de la Palabra de Dios. No planeó estrategias por sí mismo, se iba solo a hablar con su Padre. Jesús es nuestro ejemplo. Aprendamos de Él cómo resolver nuestras crisis.

Hay una canción que dice que cuando nos detenemos a mirar el rostro de Jesús, al hacerlo, las cosas de este mundo se desvanecen extrañamente a la luz de su gloria y de su gracia. En Jesús encontramos verdadero refugio, consuelo y respuesta a nuestras preguntas.